El Parque Saburo Hirao en El Salvador, celebró 45 años de existencia, este domingo 14 de febrero, con música, juegos, talleres educativos y presentaciones artísticas.

La celebración comenzó con la partida de pastel y la presentación del Ballet Folklórico Nacional que deleitó con piezas tradicionales como “El carbonero”, a los núcleos familiares que asistieron.

“Tenemos un parque que es muy simbólico para muchas generaciones, que evoca nostalgia; aquí han pasado abuelos, hijos, nietos, y para nosotros es una gran responsabilidad tenerlo en buenas condiciones para que todas las familias puedan disfrutar de este espacio”, dijo el director nacional de Casas de la Cultura y Parques Culturales, Walter Romero.

El Saburo Hirao está asentado en once manzanas de terreno de la antigua finca La Gloria, por lo que cuenta con abundantes zonas verdes.

Por su parte, el director del Saburo Hirao, Rafael Cañas, agradeció la presencia de los visitantes y en especial de los pobladores de las comunidades aledañas al parque y los invitó a disfrutar del “programa diseñado para todos los niños y niñas y la población”.

Como parte del programa, se desarrolló el taller lúdico Lo que Canta el Caracol, el cual estuvo a cargo de la bióloga Ana María Rivera del Museo de Historia Natural de El Salvador.

Asimismo, se desarrollaron presentaciones artísticas, como la ofrecida por grupos de danza de las Casas de la Cultura de Apopa y Nejapa, cuentacuentos, talleres de piñata, competencia de ensacados, un show del payaso Pizarrín y, para cerrar la celebración, se exhibió la película “Pajaritos a volar”.

El parque fue inaugurado el 12 de febrero de 1976, gracias a la donación de 1 250 000 colones que la firma japonesa Toyobo Co. Ltd. hizo en nombre del señor Saburo Hirao para crear un espacio con zonas verdes, toboganes, torre de viento y de agua, y laberintos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here